jueves, 5 de noviembre de 2015

Paréntesis

Con vuestro permiso, voy a hacer un paréntesis. Volveré después del balotaje que tendrá lugar el domingo 22. Estamos, nos demos cuenta o no, ante un momento histórico (bueno, siempre estamos ante un momento histórico), pero este tiene la particularidad de marcar una factible y atroz ruptura. Para los lectores que no son de Argentina les aclaro: ese día deberemos elegir entre la continuidad de un país prácticamente desendeudado, con una incipiente industrialización, con un fuerte mercado interno, con inclusión educativa, ampliación de libertades y derechos civiles, con una economía perfectible pero no desastrosa o la vuelta al peor pasado, al del endeudamiento, las restricciones civiles, la sujeción económica a poderes extranjeros, la educación privativa, a la economía de mercado, el desequilibrio socio-económico. En estos días, gasto todas mis energías en buscar los argumentos más claros y abarcativos para expresar mi convicción de seguir adelante, de no volver a uno de los pasados más horrorosos. Es difícil, todo está a la vista y sin embargo hay gente que se niega a ver. Las corporaciones mediáticas han incentivado tanto los prejuicios, el encono, la intolerancia que enceguecen a muchos de nuestros conciudadanos. Dios nos libre y nos guarde de ambicionar nuestra propia destrucción, cosa que por desgracia está sucediendo.

Como siempre, les deseo lo mejor

Gustavo Monteros

No hay comentarios:

Publicar un comentario